¡Bomba!: Isabel Pantoja, un bocadillo de chopped y una advertencia de demanda

Kiko Hernández ha recibido una información que asegura que la tonadillera ha protagonizado un surrealista enfrentamiento en un supermercado 

Ir a comprar en ayunas no es aconsejable: siempre acabas metiendo al carrito mucho más de lo que necesitas y, a veces, no puedes frenar el instinto de ingerir alguno de los alimentos antes de pasar por caja.

Isabel Pantoja es humana antes que artista y, como tal, no es inmune a los ataques del hambre. El ansia por comer parece haber sido el motivo por el que la tonadillera ha vivido un altercado en un supermercado de una conocida cadena. Una cajera del establecimiento ha informado a Kiko Hernández de que Isabel estaba haciendo la compra a las 9:30 de la mañana y, con el esfuerzo de llenar tres carros (casi 700 euros de compra), le apretó el gusanillo y decidió agarrar una barra de pan, abrir un paquete de chopped y comérselo antes de pagar.

Al parecer, y según el relato de la empleada, un vigilante de seguridad informó a la cantante de que no podía consumir productos antes de pasar por caja. Pero ella no estaba dispuesta a renunciar a su cotidiano manjar y, lejos de pedir disculpas, advirtió al trabajador con denunciar a su empresa.

Para contrastar la información, Kiko Hernández llamaba en directo a Anabel Pantoja, sobrina de la tonadillera, cuya reacción fue la que cabría esperar ante la surrealista noticia: "¿En serio me llamas para esto?".