Sheila se pone un vestido por primera vez en 35 años y pierde su gran complejo

Sheila, una joven de 35 años, ha llegado desde Lleida al plató de 'Cámbiame' para luchar contra sus complejos.

Su empeño por ocultar su físico le ha convertido en una persona que no es, pero gracias a Natalia Ferviú se ha quitado todas sus capas para mostrar la mujer que realmente refleja su personalidad.