Frank Cuesta descubre a la tortuga vampira

Un quelonio que tiene una sonrisa parecida a la de una calabaza de Halloween.

Este impresionante animal escupe agua por encima de la nariz como si de un barco de vapor se tratara.