'Viajeros Cuatro': San Petersburgo y Moscú