El curioso caso de Yaki: se vuelve loco con el programa Sálvame

Borja Capponi se ha enfrentado hoy a uno de los casos más curiosos de toda su carrera. Yaki es un perro muy agresivo, con una potencia de mordisco superior a los 50Kg/cm2 que tiene desesperados a sus amos. A la mínima, se lanza a morder y es completamente incontrolable cuando sale la cabecera del programa Sálvame.

Borja Capponi tiene claro los motivos. Yaki se ha hecho el líder de la manada, convirtiendo a sus amos en sus presas y enfrentándose a ellos continuamente para demostrar su posición de liderazgo. La solución que aporta nuestro encantador de perros se basa en la paciencia y en la seguridad de uno mismo para demostrarle por fin, quien manda en casa.