La extraña conexión entre los tigres y los monjes budistas

Fiero, bello y salvaje, el tigre es el mayor felino del mundo. En Tailandia viven los últimos tigres salvajes en libertad y Frank Cuesta ha decidido ir en su búsqueda y analizar el comportamiento que tienen en libertad.

Visitamos Kanchanaburi, donde a finales del siglo XX, unos campesinos encontraron un tigre abandonado y decidieron entregarlo a un templo budista empezando una conexión mágica entre monjes y felinos que dura hasta el día de hoy. Allí se sitúa el templo del tigre, donde asistimos a una de sus solemnes ceremonias.
En el mismo templo nos podemos encontrar tigres que aunque se mantienen atados por seguridad, muestran una actitud muy tranquila e incluso juguetona.