“A veces queremos hacer el amor y no podemos porque pasa gente”

La pensión sólo les llega para comer en el bar de en frente y viven entre cartones.

Para ellos la vida no es nada fácil y tienen que renunciar a muchas cosas que desearían hacer.